... la trona...

Cuando Marc cumplió tres meses, empecé a investigar las tronas que había en el mercado. En unos meses sería necesario para empezar a darle sus primeras papillas, y como soy muy previsora pues comencé a indagar y a comparar precios.

Varias fueron las que me gustaron, sobretodo el modelo zuma de la marca inglesina. Y la verdad que estuve tentada de comprarla. Una compañera de trabajo de J nos la vendía en muy buen estado de segunda mano, y evidentemente, más barata que la podíamos encontrar en el mercado.
Pero entre que lo pensamos lo repensamos y lo volvimos a pensar, ya la había vendido. Así que empezamos a mirar otras opciones.

Una amiga, me había comentado que ella había comprado la trona Antílop de ikea, y estaba contenta. Busqué en la web esta trona y la veía muy malilla, e incómoda. ¿Qué ventaja tenía? Pues como todo lo de ikea... el precio: 12,99€.
Así que empecé a tenerla en cuenta, pero no demasiado.
En cuanto a sus características, es una sillita muy simple, cuatro patas y el asiento. Lleva también un cinturón de seguridad para que el peque esté más seguro, pero yo de momento, no lo he usado, ya que veo bastante complicado que Marc se caiga de ahí, y cuando le pongo los arneses del carro o de la sillita del coche, se pone bastante nervioso.
 
Lo que más me paraba de esta trona, era el asiento en sí. Es de plástico, no va acolchadito como otras sillitas; en vez de esto tiene como un respaldo-colchoneta para que el bebé no se dé golpes. Tanto el respaldo blandito como la bandeja los puedes comprar a parte. 6,99€ y 5,00€ respectivamente.


Pese a que no estaba muy por la labor, de prestarle mucha atención a esta trona, finalmente fuimos a ikea para verla, y nos llevamos a Marc. Una vez allí, y como en ikea todo es "probable" allá que cogí una colchonetilla de respaldo y la coloqué en la trona y puse a Marc dentro para ver cómo le estaba. Cual fue mi sorpresa, cuando vi que en verdad, le estaba bastante bien, el protector de golpes lo agarra bastante, y como mi peque ya se sujeta bastante bien, estaba contento allí, bien incorporado y viendolo todo.
Miré a mi marido, que estaba encantado con esta trona, y sobre todo con su precio y pensé : ¿por qué no? A veces nos gastamos un dineral en cosas de bebé de "marca", cuando hay otras como este caso, que te hacen un buen papel por una cantidad irrisoria.
Así que nos llevamos esta trona y Marc está encantado. Todas las mañanas mientras desayuno, lo dejo ahí con unos trastitos encima de la bandeja. El me mira mientras me hago el desayuno y va jugando con sus cositas, hasta que las tira al suelo (ya estamos en esta etapa)

Así que hay veces que lo barato... vale la pena! Y la trona de ikea, por 24,98 € es una de esas cosas!

Y vuestros peques, en qué trona se sientan? 
Besotes y gracias por leerme



2 comentarios

  1. Pues nosotris compramos con la mayor una de prima pappa y genial!! Aunque con vera la usamos poco...minerva la aprovecha mucho más...aún cena en ella!!!

    ResponderEliminar
  2. Hola! Nosotros buscamos la trona en eurekakids, entre su catálogo de tronas de diferentes marcas. Finalmente nos quedamos una basic de Bolin bolon ya que era convertible, y efectivamente fue una gran decisión: ahora la usamos como mesa y silla! También nos llevamos un elevador de viaje de Babymoov para usar como trona cuando vamos por ahí, y especialmente en casa de los abuelos, donde no tienen trona.
    Saludos!!
    Martina

    ResponderEliminar